jueves, 3 de septiembre de 2015

Cenefas con series para decorar la clase



En esta entrada os voy a enseñar una actividad que yo creo que es ideal para los primeros días de curso. Consiste en realizar cenefas para decorar el aula mediante la repetición de un patrón.

En mi cole cambiamos de clase cada año y cuando llegué a la que me tocó el año pasado me encontré muy deteriorados los marcos de las ventanas que dan al pasillo y bastante sucias las paredes. Las primeras semanas de curso realizamos cenefas con series. Así solucionaba estos problemillas que tenía mi clase y preparaba a los niños para una actividad que íbamos a realizar en el rincón de lógica-matemática días después también sobre series. El resultado fue maravilloso, no sólo a nivel decorativo sino en cuanto al desarrollo de la actividad con los alumnos. 
Yo hice las cenefas con mis alumnos de 4 años en el tiempo de juego por equipos. Tengo dividido el grupo en 4 equipos y cada uno iba realizando la actividad un día a la semana durante una sesión de unos 20 minutos o media hora.

Primero corté un trozo de papel continuo como de metro y medio de largo y lo dividí en tiras de unos 10 cm de ancho. Usé este ancho porque iba a hacer las series de las cenefas estampando con esponjas y tenía que caber el dibujo en el ancho de la tira. El largo también lo elegí en función del espacio que quería tapar y de la longitud de dos mesas unidas, para que a los niños les fuese cómodo trabajar.

Los niños trabajaron en equipos pero dentro del equipo les subdividí en parejas y si eran impares, algún niño repetía después con otra pareja. 


A cada pareja les asignaba un patrón con dos motivos diferentes (por ejemplo, corazón verde, estrella morada). Les comenzaba yo la serie estampando el patrón, después cada niño elegía el motivo que prefería, estaba presente mientras hacían una o dos repeticiones del patrón y continuaban ellos la serie hasta terminar la tira.  Normalmente cada pareja hacía dos tiras, una con patrón AB (por ejemplo, corazón verde, estrella morada) 


y otra con patrón ABB o AAB (por ejemplo, corazón morado, 2 margaritas rojas o 2 tulipanes rojos, una estrella morada). Cuando se secaban, dibujaban en el centro de las margaritas un punto amarillo o naranja también formando una serie por repetición del patrón AB.


Comenzamos con series sencillas porque era el principio de curso de 4 años y hacerlas en parejas y en tamaño grande era algo novedoso para ellos (que siempre habían trabajado las series individualmente en tamaño A4). Resultó una experiencia muy bonita sobre todo por la ayuda que se prestaron dentro de las parejas: “¡venga, que ahora toca corazón rojo!”, “¡no, que tienes que poner dos veces!”. Otra cosa que me encantó es que se concentraron muchísimo en “no perderse” y fallar. Mientras hacían su tira si hablaban sólo era para establecer los turnos y ni siquiera prestaron atención a los niños que estaban jugando en la casita justo al lado. A veces cuando trabajamos por equipos o por rincones hay maestras que creen que eso dificulta su concentración o que no les enseña a trabajar en silencio. Esto prueba una vez más que ambas cosas no son incompatibles siempre que la actividad sea suficientemente interesante para los alumnos.

Y matemáticamente supuso un avance enorme para algunos niños que solos eran incapaces de reconocer un patrón y repetirlo. Emparejándoles con alumnos que les podían ayudar consiguieron entender mejor lo que había que hacer y esto se notó cuando después hicieron series individualmente.

El resultado es el que veis. Nos quedó muy bonito el mural para colgar los dibujos de la figura humana y la ventana. 

 
Para alumnos de 5 años podéis complicar los patrones mucho más, tanto trabajando por parejas y repitiendo dos elementos (AABB, ABBB o AAAB) como en tríos con tres elementos (ABC, AABC, etc.) o participando un grupo de cuatro niños en una cenefa de 4 elementos (ABCD).

Si no tenéis esponjas de estampar ya hechas y no tenéis tiempo para hacerlas vosotros podéis estampar las bases de figuras de construcción o de envases de distinta forma o incluso hacer las cenefas pegando pegatinas, gomets grandes o figuras geométricas previamente recortadas de cartulinas o folios de colores.

¡Es una actividad muy sencilla para comenzar el curso y espero que la disfrutéis mucho!

6 comentarios:

  1. Os quedan muy bonitas.
    Gracias por compartir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias!! Me alegra mucho que te hayan gustado!!
      Un saludo
      Elisa

      Eliminar
  2. Qué buena idea para los primeros días. Lo único, si cada pareja hizo dos tiras...me imagino que harías, en total, bastantes más tiras de las necesarias, porque si no no participaban todos...¿o le distes otros usos a las tiras "sobrantes"?
    Sigo dándole vueltas a lo de empezar con rincones y cómo hacerlo espacialmente...si no ¡creo que va a ser un caos de curso! Cuando lo logre te contaré...
    Gracias de nuevo por compartir tus ideas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Cristina.
      Me alegra que te haya gustado. Sí, me sobraron algunas tiras pero pocas porque no usé las tiras enteras sino que de cada tira cogí los mejores trozos (a veces se confundían o al poner las esponjas no quedaba bien el color marcado) y lo iba uniendo. Como luego empezó mi baja dejé allí las que sobraron pero no se usaron así que ahí están. Este año quiero hacer otras cenefas más propias de 5 años así que ya no creo que se usen...pero bueno, fue una activdiad genial!!
      Saludos
      Elisa


      Eliminar
  3. Me parece una idea genial para decorar los corchos, así los bordes no quedan tan sosos, y de paso trabajamos las series de formas divertida!!!
    www.viviendoaventuraseninfantil.com Por si alguna vez quieres pasar a visitarnos!!!! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! Muchas gracias por tu comentario! He estado viendo el blog y me ha gustado mucho!!! Ehorabuena!!Un saludo
      Elisa

      Eliminar